sábado, 18 de septiembre de 2010

Jimi Hendrix - Electric Ladyland

Podríamos reducir la historia de la guitarra eléctrica tranquilamente a la obra de tres tipos. Tres originadores que produjeron unas determinadas estructuras, sonidos, técnicas, trucos de escenario, etc que cambiarían notablemente la historia del instrumento y en consecuencia la del rock´n´roll mismo. Chuck Berry, Jimi Hendrix y Van Halen son sus nombres. No quiero decir que no haya otros guitarristas fundamentales de alguna manera, o que incluso nos gusten más que ellos, pero todos fueron originados en el ojo del huracán de esta Santísima Trinidad dependiendo del momento que les tocó vivir. Jimi es el que faltaba por aparecer en Warehouse Of Rock y lo hace hoy, 18 de Septiembre, justo 40 años después de su muerte, aproximadamente un mes antes que la protagonista de la anterior entrada, Janis Joplin.

Hendrix fue un negro que tuvo los oídos y los ojos bien abiertos hacia la música y la cultura blanca (especialmente Dylan y sus letras) al mismo tiempo que ejerció de afroamericano militante curtiéndose con algunos de los más grandes durante toda su juventud. El blues, el soul, o cualquier otra manifestación musical de su comunidad no tenía, sencillamente, ningún secreto para él cuando decidió coger las riendas de su destino y plantarse en Londres. Llegó y arrasó con toda la escena, la esponja Hendrix se había empapado hasta de las más mínimas referencias folkies y el resultado fue espectacular. Podemos resumirlo todo como blues alucinado, un grito primario originado en el albor de la humanidad al que Jimi Hendrix sometió a tremendas escaladas y vibraciones, a unas violentas espirales de inspiración, libertad y locura, un viejo blues leido con un nuevo lenguaje visionario, observado a través de una mente que las drogas y el uso del intelecto habían expandido hasta otros límites. Verdaderamente peligroso, eso de que la gente vea de pronto otra realidad ante sus ojos, y abandone el rebaño, la jornada de 08:00 a 18:00 y las actitudes conservadoras. (Según el compañero Günner, para la CIA era peligroso en exceso)

Toda la experiencia, ambición, creatividad y ansia de perfección de Jimi confluyeron en "Electric Ladyland", y en esta ocasión había además el suficiente dinero para poder comprar tiempo en el estudio. La razón de que haya tanto material del guitarrista en circulación se debe a la cantidad de horas de grabación que desechaba hasta que no estaba contento y satisfecho con su música, este tio no era bueno por casualidad. No paraba de tocar, no paraba de componer, de grabar, desyunaba con la stratocaster colgada del cuerpo, y volvía a hacerlo todo de nuevo día tras día. En este disco, traspone a música todo lo que pasa en el interior de su cerebro, literalmente. Hay de todo, unas canciones impregnadas tanto de detalles como ese susurro de wah wah que precede al riff principal de "Voodoo Chile" como de músculo, pequeñas anotaciones de blues o los más variados experimentos, epopeya e intimidad, sencillez o intrincadas estructuras, y TODO funciona. La obra de un genio.
188



20 comentarios:

txinomandinga dijo...

Siempre he dicho que no habrá otro com él...está claro!!...magníficas tus palabras sobre el gran Jimi...
abraxos!!

Scott St. James dijo...

Txino, por supuesto que no habrá otro como Jimi, es absolutamente imposible. Fue un tipo que puso su virtuosismo al servicio de la música y no de su ego.
Cheers!

4 strongs winds and 7 seas dijo...

Hendrix es God y no Clapton, bonito recuerdo de este extraterrestre de la guitarra y este disco es para enmarcar y colgarlo en el prado!
Un abrazo

lu dijo...

Para mí es el guitarrista más grande de todos los tiempos, un visionario. Cómo suenan sus discos después de tanto tiempo, es alucinante.
Besos!

ned henry dijo...

Cierto, el más grande sin duda, sólo hay que escuchar las varias toneladas de desechos que dejó en forma de grabaciones para darse cuenta de lo bueno que era. Una pena su mala cabeza, me hubiese gustado saber cómo habría sido su trayectoria, pero bueno.

Saludos a todos!!

Scott St. James dijo...

Strongy!,
Clapton tuvo unos años de una inspiración alucinante, y consiguió un sonido fantástico a partir del gran Freddie King, pero de pronto todo se desvaneció en el aire. No se lo que le pasó.
Cheers!
...
Lu!
Si señora, los discos de Hendrix suenan a gloria bendita décadas después de su edición, y cada vez me gustan más a todos los niveles. Besos para ti también!
Cheers!
...
Ned!
Si tio, cuántos hubieran matado por sus deshechos. En "Electric..." se salió con la suya a costa de la amistad con Chas Chandler, empeñado en hacer canciones de 4 minutos máximo mientras Hendrix ya estaba camino de un "no limits" de proporciones homéricas.
Y si, es fascinante divagar sobre lo que podría haber producido en años venideros. Se sabe que tenía planes de hacer algo con Brian Jones (tengo por ahí algunos minutos de improvisación conjunta en el estudio) y otros proyectos varios, hay quien dice que se hubiera tirado al jazz-rock pero no lo tengo tan claro yo esto.
En fin, imposible saberlo.
Cheers!

Aitor Fuckin' Perry dijo...

Hendrix lo fue todo. Este es para mí su mejor disco, sencillamente acojonante en su enormidad, porque es enorme y larguísimo. En todo caso, el rollo conspiranoico... pues eso, ya he visto que me has contestado en el blog de Günner, pero es que yo con estas cosas soy bastante escéptico/aguafiestas. Que mola hacer un post sobre cómo mataron a Kurt Cobain o que Jim Morrison no fue enterrado en París, pero si lo piensas más de dos segundos no cuela. Total, que Hendrix es Dios, vivo o muerto o jugando al mús con Jesús Gil y Elvis en Venezuela.

"En este disco, traspone a música todo lo que pasa en el interior de su cerebro, literalmente"

Hell yeah.

El rey lagarto dijo...

Yo entre esos 3 me quedo con el bueno de Chuck Berry. Hendrix es muy grande, único, pero nunca me volvió loco.

Saludos Scott.

India dijo...

Mola la intriga que os traéis con la CIA y las "desapariciones"...
A Janis la cogí el otro día,ya está en la carpeta ScottStJames del disco duro ;D...este está en CD aquí al ladito...tan rodado que casi dan ganas de ponerse guantes blancos de esos que se usan para manejar los tesoros de la literatura en un museo...
Achuchones!!!

José Fernández dijo...

Al igual que con Janis, a este lo tengo más que aburrido. Nunca negaré que es un grande del rock, pero desde luego también me parece una de las figuras más sobrevaloradas, sobre todo como guitarrista. Era muy versatil y espectacular, si, pero ahora mismo su tono... no sé, no me atrae.

nortwinds dijo...

Hendrix era grande, porque ademas de ser un genio, sacar de su guitarra sonidos imposibles y destrozar cualquier tabu sobre la musica, fue capaz de reinventarse y reinventar su musica y la de los demas, pillar cualquier cosa y hacerla sonar a hendrix, muy, muy, muy grande

Scott St. James dijo...

Aitor, 100% de acuerdo, una enormidad de música!
En cuanto a lo de la conspiración, creo que queda claro que en mi opinión todo fueron accidentes, solo estaba introduciendo elementos de debate porque la verdad es que hay gente muy sobrada por el mundo, y muy tajante, y se puede decir que no se está de acuerdo sin necesidad de hacer parecer ilusos a las personas que tienen otra opinión (ese rasgo español me chirría bastante). No se, me gusta preguntarme las cosas y eso y, bueno, en realidad nunca sabremos nada. Al final, si te das cuenta, lo único comprobable es que para la CIA el movimiento contracultural era algo a tener muy en cuenta, abundan los expedientes y seguimientos por agentes REALES de carne y hueso sobre rock stars, eventos, actores, actrices, etc, cualquier cosa que pudiera tener una incidencia en toda una revolución de pensamiento que se estaba produciendo en los USA. Por lo tanto, si sometemos los hechos a la lógica, la desaparición de Hendrix estaria tan cerca de la conspiración como de cualquier otra cosa. Yo, repito, no lo creo, principalmente porque no queda que sepamos un rastro directo hacia la eliminación física de estos pipiolos (y a la CIA ya se le han descubierto varias operaciones demenciales y alucinantes de los 50 y 60´s precisamente por eso, por desclasificar el papel equivocado).
Cheers!

Scott St. James dijo...

Rey,
Yo me quedo con los tres, y con algunos más (Rory, Angus, Schenker…). Chuck Berry es el padre, claro, pero los tres son fantásticos. Y Van Halen es bastante más que un guitarrista de hard rock, ojo, el tio tiene momentos brutales.
Cheers!

India, a ti también te hace pensar, al menos. Bueno, te diría lo que le digo a Aitor, necesito un hilo o pista documentado que conduzca a una orden o a una operación organizada concreta para que alguien me convenza de que estas muertes fueron eliminaciones. Sabemos por papeles desclasificados, testimonios y varios libros (me acabo de comprar uno en Amazon!) de periodistas de la época (unos auténticos profesionales y no lo que hay ahora), que existió la “Operation Chaos” y que se vigiló estrechamente a la contracultura. Un tipo como Jimi Hendrix tiene un expediente de 700 páginas, ojo, muchas más que tipos metidos en rollos radicales. O sea, Jimi y compañía estaban archivados como tipos “peligrosos” y fueron seguidos, y hasta ahí sabemos. Introducir drogas duras en esos ambientes por parte del “Gobierno” tiene toda la lógica del mundo. Keith Richards decía que la droga entraba porque el gobierno quería, ponía el ejemplo de la II Guerra y la posguerra en la que no entró ni un gramo de nada en el país que no fuera por via legal. ¿Utilizaron las drogas para acabar con todo aquello? Puede que si, puede que no, ja ja!
Cheers!

Scott St. James dijo...

José, no sabes lo que te agradezco que dejes por aquí opiniones atípicas, cuestionables, pero atípicas. Eso está bien, tio. Yo tengo el pensamiento contrario acerca de Jimi, en cuanto a su figura como guitarrista. A día de hoy me sorprende muchísimo la tremenda técnica, el tono, el sonido, la inventiva, la composición y los límites a los que llegó Hendrix con una Fender y dos Marshalls de 100 watts puenteados. Nadie de la época, con aquellos equipos, podía acercarse a aquello tio. No quiero entrar en detalles técnicos porque no toca, pero esos efectos naturales de chorus, delays, amplitudes tonales, producidos solo con sus manos…
A ver, un tio sobrevalorado es Steve Vai o Nuno Betencourt, solo son prestigitadores. La música de Jimi tenía un propósito, no era aleatoria en absoluto, y al mismo tiempo había gran parte de creación espontánea, y ahí está lo difícil, no se si me he explicado. Incluso durante aquellas largas jams todo tenía una explicación y una dirección. El tipo era un fuera de serie, y si lo juzgamos como músico, más allá del guitarrista, joder, entonces ya no hay palabras que lo puedan describir. No es mi guitarrista favorito porque no me puedo quedar solo con uno principalmente, pero también porque no lo puedo abarcar, tio, eso es lo que creo.
Cheers!

Scott St. James dijo...

Nort, en efecto, llegó Hendrix e hizo tabla rasa con todo. Llevó al límite el instrumento, sin duda, y creo que estandarizó esos mismos límites, se convirtió en el espejo con el que había que medirse. Abrió el camino para muchos guitarristas, en el sentido de que mostró un "más allá".
Eso si, no se que haría hoy de estar vivo, pero serguro que estaba sordo de cojones, la única manera de mover aquello era poner los amplis a tope (lo he probado, si quieres un sonido real "a la Hendrix" tienes que puentear dos cabezales de 100 watts y ponerlos a tope), y mira que ha mi me gustan los decibelios pero buff.
Cheers.

José Fernández dijo...

Ya me imaginaba que te iba a dar para hablar. Desde luego, para mí es más divertido discutir, siempre desde el respeto, que asentir. Quiero decir, si haces un post en el que voy a estar completamente de acuerdo con todo lo que digas, seguramente ni comentaría, para qué? Únicamente para aportar información o algo así, sino no lo hago.

En estos 2 casos (Janis y Hendrix) además puedo discutir desde la fé del converso, quiero decir los 2 me gustaron (Hendrix mucho más), pero ahora me dejan, como mínimo, tibio (salvo algunas cosas de Hendrix, casi todas en este disco, y algunas en el 2º). Así que, por lo tanto, sé de lo que hablamos, o por lo menos lo llegué a saber en su momento. Y si, yo no digo que no tenga merito lo que hizo, pero es que ahora mismo ese sonido tan rugoso, sobre todo en el Are You Experienced, no me gusta, prefiero cosas con más brillo, tipo Ronson. En el fondo, gran parte de mi disgusto viene dado por que cada vez soy más del sonido de la Gibson. El sonido Stratocaster me encanta cuando no se usa apenas distorsión, pero cuando se ensucia algo, pero no lo suficiente para sonar realmente gordo... puff, no me acaba de enganchar.

Además a nivel ideológico, Hendrix es una de las grandes estandartes del paso del Rock & Roll al Rock, que a mi es algo que a veces aún no veo claro que haya sido beneficioso, a pesar de que he disfrutado mucho con gente como Pink Floyd o Bob Dylan.

Scott St. James dijo...

Si, entiendo de lo que me hablas. Yo he pasado gran parte de mi vida negando a la stratocaster, lo mio son las Gibson (atesoro una SG, dos LP´s y una Firebird). Pero mira por donde, hace poco también me pico la strato, y entiendo la fascinación del que la toca. Me acabo de construir una comprando las piezas por separado (daré cuenta en un post) pero todavía no tiene "alma" aunque suena realmente bien. Está recién ensamblada y hasta que no se toque y se use al menos un año o dos la madera no dirá realmente nada.
Y si, hay dias que prefiero a Ronson, claro, o al Winter de los 70´s, o incluso a Lonnie Mack, pero bueno, es que este tio es muy grande. Está claro que cada vez iba mejorando, de ahí la lástima de haberlo perdido tan pronto. Las sucesivas grabaciones hubieran sido la repanocha.
Completamente de acuerdo con tu último párrafo, tiene mucho contenido tio. Creo que el paso fue tan positivo como negativo, digamos que complementario.

José Fernández dijo...

Espero que no estes de acuerdo con lo de ponerle un "las" a "estandartes"!! Vaya cagada. Pero si que es verdad que aunque el R&R no desaparecio de la faz de la tierra, el advenimiento del Rock como articulo artistico con pretensiones de autonomía respecto del mercado (lo que para mi es un engaño, estoy hasta los cojones de grupos que en sus entrevistas dicen que están en esto por el arte) no elimino a los Chuck Berry o Little Richard de la vida, ni impidió que surgiese gente como la J. Geils Band o Aerosmith, aunque desde luego se lo puso más dificil para sacar la cabeza. Por cierto que aún estoy esperando que alguien saque un libro o algo sobre la escena rock & rollera de la costa este durante los 70, que está más olvidada que el requetecopón.

Johnny Dibud dijo...

El "Electric ladyland" es uno de los pocos discos de la historia del rock que pueden crear erecciones. Grandioso post. Salud.

Scott St. James dijo...

Pues si tio, ya lo creo, y además erecciones duraderas! Creo que he empezado a entender de verdad a Jimi Hendrix casi este último año, cuando me he dado cuenta que por encima del guitarrista está el músico.
Cheers!